Planificación estratégica o cómo preparar una escapada

Con la planificación estratégica, la empresa define cómo y dónde quiere estar en el medio y largo plazo. Al final, lo que hay que hacer se asemeja a preparar una escapada con amigos.

Contenido

Cuando hablamos de estrategia, primero hay que diferenciar si hablamos de la estrategia de la empresa a nivel integral, y es ahí donde se define la misión y visión de la organización, o de la realización de una planificación estratégica un poco más bajada a un determinado momento temporal.

Pero en ambos casos estamos hablando de un viaje, estamos tratando de visualizar un movimiento, un escenario al que queremos llegar.

Ese movimiento que debemos visualizar es la visión (valga la redundancia) de la que tanto se ha escrito, no es más que definir cómo quieres que esté tu empresa en el medio y largo plazo, a dónde la quieres llevar, cómo ya dijo Gray en 1986:

“La estrategia es una guía que te marcas para lograr la misión y la visión”

El concepto de planificación estratégica suele ir envuelto de mucha teoría, existe numerosa bibliografía al respecto, pero luego, siempre es complicado ponerlo en práctica ¿o quizá no tanto?

La planificación estratégica es como preparar un viaje de escapada con amigos

Lo primero que tienes que pensar es con quién gestionas el viaje.

Ya sabes que cada uno tiene sus gustos y si bien es cierto que cuantas más personas piensen mejor, no es menos cierto que un número excesivo puede hacer que no haya un consenso claro y que tardemos mucho en tomar las decisiones (perdamos agilidad).

Asegúrate que sean personas que estén motivadas en realizar un viaje (compromiso), que sean de las que aportan un buen rollo al grupo (clima organizacional) y que sean flexibles pues a veces en los viajes surgen imprevistos y toca pivotar (evitar personas resistentes al cambio).

Amigos

Eso sí, cuando ya tengamos el plan y se lo contemos al resto de la pandilla, tenemos que ser capaces de que todos se reconozcan y tenga su papel en este viaje, todos tienen que interiorizar el plan como suyo. Si no es así, el viaje no será exitoso.

Segunda fase de la planificación estratégica

La segunda fase de la planificación estratégica se tratará de responder a estas cuatro preguntas:

1. ¿Dónde y cuándo vamos de escapada?

El dónde responde a determinar el escenario al cual queremos llevar a nuestro negocio.

También hay que marcar un cuándo: la estrategia debe tener un momento de partida y un momento de llegada (plan a tres, a cinco años…)

La estrategia debe tener asociada un deadline; no podemos realizar un plan estratégico a futuro sin determinar cuando éste va a acabar, no tendría sentido.

2. ¿Por qué y para qué hemos elegido ese destino del viaje?

Es necesario tener claro qué es lo que buscamos con el plan estratégico: puede ser tanto un crecimiento en portfolio, un aumento de cuota de mercado, una mejora de rentabilidad, el desarrollo en un país u otro…

También el porqué (las razones) de ello, como por ejemplo:

  • Consolidación en el mercado.
  • Internacionalización.
  • Diversificación.
  • Potenciar nuevas marcas o líneas de negocio.
  • Centralización o descentralización.
Surf Van

3. ¿Cómo vamos a llegar allí?

Aunque a veces por mucho que planifiques bien un viaje es necesario cambiar un poco la ruta, debemos tener claro antes de partir cómo vamos a llegar.

Del Comité ha de salir una hoja de ruta dónde se tengan claros aspectos muy importantes:

  • Los recursos que se van a necesitar.
  • Los costes.
  • Los objetivos que se deben alcanzar.
  • Las personas que han de liderar (y se remarca liderar porque participar ha de hacerlo toda la organización).
  • Los tiempos en los que se debe realizar cada fase.

4. ¿Y cómo vamos a saber que hemos llegado todos?

Llegamos al momento de los famosos KPI´s. Una buena planificación estratégica tiene que estar también bien medida, es la forma en la que periódicamente podremos comparar si el viaje se esta desarrollando como lo habíamos previsto.

Estamos en la era del data, y en estrategia, como no puede ser de otra manera, también necesitamos datos.

La última fase es la ejecución: que empiece el viaje

Llega el momento de contarle a la organización el plan: todos los trabajadores deben saber el camino que quiere recorrer la empresa y no solamente eso, recurrentemente debes recordárselo para que lo sigan haciendo suyo.

Viaje en coche

Grandes líderes como Juan Roig o Jose Mª Álvarez-Pallete, presidentes de Mercadona y Telefónica respectivamente, no pierden la oportunidad siempre que pueden de recordar cuál es la misión, la visión y los valores de las compañías que dirigen y de trasladar a todos sus trabajadores el viaje en el que están embarcados en cada momento, ambos por cierto, ponentes del Curso 15×15 que arranca en febrero.

Pero como se repite en las diferentes ediciones del programa Superpymes Xpress, da igual el tamaño que tenga la empresa, el tipo de producto o servicio que ofrezca o el sector donde ejerzan su actividad empresarial.

“Todos los empresarios y directivos tienen que poder visualizar su negocio a tres o cinco años”

Una vez claro, se ha de hacer todo el esfuerzo posible para que cuando hayan pasado eso años su negocio esté como la habían imaginado, eso es estrategia, tan simple y complicado a la par.

Tras lo leído, ¿listo para preparar una escapadita con los amigos?

CTA
Share on telegram
Share on facebook
Share on twitter

No te pierdas nada

Informarte que al dejarnos tu email estás consintiendo expresamente a que EDEM Escuela de empresarios te envíe correos con información sobre el mundo formativo y del emprendimiento (noticias, consejos, formaciones, etc.), así como de los eventos que se realicen en Marina de Empresas. Puedes ejercitar tus derechos a través de dpo@edem.es. También puede reclamar a la Agencia Española de Protección de Datos (www.aepd.es). Para más información sobre el tratamiento y tus derechos accede aquí.