×

La empresa familiar: características y retos a los que se enfrenta

La empresa familiar tiene unas características y retos específicos, como son las relaciones entre propiedad y gestión, el relevo generacional o los conflictos familiares.

ÍNDICE

Es importante preparar a la siguiente generación familiar para garantizar una sucesión más o menos tranquila, pero ¿está la empresa preparada para la siguiente generación de clientes? ¿Y de proveedores? ¿Y de consumidores?

La empresa familiar tiene que hacerse valer de la flexibilidad, propósito social y mentalidad innovadora que siempre ha tenido. Sólo así seguirá creciendo de una forma sostenible en el tiempo.

No será fácil por la cantidad de cambios en el entorno y la velocidad de estos, pero, si hace un esfuerzo por mantener la familia cohesionada, sus valores intactos, tiene los órganos de gobierno bien definidos y es capaz de nutrirse de los últimos avances tecnológicos para no quedarse atrás, sin duda lo conseguirá con éxito.

¿Qué es una empresa familiar?

La comunidad científica no termina de ponerse de acuerdo a la hora de conceptualizar a la empresa familiar y existen multitud de definiciones que tienen en cuenta criterios como la propiedad, la dirección, la sucesión o la vocación de continuidad familiar.

Pero ¡pongámoslo fácil! Una empresa familiar es aquella empresa que se encuentra en manos de una familia bien sea porque la familia es propietaria y/o porque la dirige. Además, estas personas -que son los dueños o la dirigen- tiene interés a priori de que siga siendo así cediendo el testigo a sus descendientes.

Pero si algo tienen de especial las empresas familiares, es que todas ellas se fundamentan desde unos arraigados valores, como por ejemplo:

  • La transparencia.
  • La comunicación.
  • La excelencia en el trato a sus empleados, clientes, proveedores.
  • El compromiso social.

Todos estos valores por cierto forman parte de los famosos criterios ESG.

Operarios en una fábrica

Características de una empresa familiar

Vamos a repasar las principales características comunes de las empresas familiares.

En proceso de profesionalización

Salvo en contadas excepciones, como por ejemplo Osborne o Urriach, la mayoría de empresas familiares no son tan longevas y acaban de llegar a su segunda generación.

Esto se traduce en que se encuentren en un proceso de profesionalización e incorporando personas externas a la familia a la administración de la misma.

De tamaño pequeño y mediano

En cuanto a tamaño -que siempre importa- no son precisamente Walmart (empresa más grande de USA y que forma parte del programa de Gestión de Éxito de Empresas Agroalimentarias), son más bien PYMES, aunque esto realmente es fiel reflejo de las empresas españolas en general.

Flexibles

El hecho de que la familia tenga el control permite tomar decisiones rápidas y adaptarse diligentemente a cualquier cambio. Las empresas familiares son por tanto bastante flexibles.

La flexibilidad de las empresas familiares de la cadena agroalimentaria quedó patente durante la pandemia

Por suerte muchas empresas familiares pertenecen al sector del gran consumo y la distribución y fueron adaptándose cada día a día a nuevos escenarios. Mercadona es una de las empresas familiares más importantes de España y gran ejemplo de ello.

Emprendedoras e innovadoras

En el ADN de las familias empresarias suele haber mucho de emprendimiento, este hecho está cuantificado, por ejemplo, el proyecto STEP (Prácticas de Emprendimiento Transgeneracional exitosas) formado por investigadores de todo el mundo afirma que cada generación puede llegar a crear hasta 5 nuevos negocios.

Además, las empresas familiares son muy innovadoras, muchas de ellas de hecho nacen como consecuencia de una innovación, y siguen apostando por la innovación, según ratifica un estudio realizado por el EY y el IE University el cual señala que las empresas familiares invierten un 66% más en innovación que las no familiares.

Cercanas

Como hemos comentado, sus valores hacen que tengan una especial cercanía con clientes, proveedores y con sus empleados lo que hace que estén comprometidos con el proyecto, esta cercanía también la percibe y la valora el consumidor final, quien suele premiar que el producto lleve de marca el apellido de la familia.

Mujer trabajando en un ordenador

Los retos de la empresa familiar

La empresa familiar se enfrenta a una serie de retos y desafíos que tienen que resolver si quieren sobrevivir y crecer en un escenario económico tan volátil como el actual.

Sostenibilidad

Como todas las empresas, las familiares también están asumiendo el compromiso de aplicar los criterios de sostenibilidad en sus actividades a la vez que crecen de forma sostenible, pero éstas, tienen ya mucho camino recorrido pues su visión y enfoque largoplacista hace que de facto estén comprometidas con la sociedad que les ve crecer y con la que crecen.

Transformación digital

La flexibilidad y el ADN innovador que se ha comentado ya, hace que también partan con ventaja para asumir otro reto común, transformarse digitalmente e incluir las últimas tecnologías en todos los departamentos de la organización.

Atraer y retener talento

Donde quizá no lo tengan tan fácil por su tamaño y poca internalización es en el reto de conquistar talento, aquí, tendrán que hacer valer su cercanía con las personas y apostar también por ser/o seguir siendo una familia transparente y accesible.

Tener mecanismos que garanticen un buen gobierno en este aspecto puede ser de gran ayuda, para ello, puede ayudar tener estructurado un gobierno corporativo, definir Consejo de Administración y Consejo de Familia o establecer un protocolo familiar.

trabajadores en una sala de reuniones

Gestión del patrimonio

Otro reto al que siempre se enfrenta la empresa familiar es al de realizar una buena gestión del patrimonio, la cual puede afectar y mucho en su continuidad.

Además, a medida que los miembros de la familia crecen en número, es más complicado que se pongan de acuerdo y es por lo que en muchas ocasiones acaban profesionalizando esa gestión a través de family office.

Fiscalidad de la empresa familiar

Ligado al punto anterior está la cuestión fiscal.

Las empresas familiares están sujetas a una fiscalidad especial que se debe conocer bien

Es necesaria una planificación para el cumplimiento de los estrictos requisitos legales que condicionan la aplicación de los beneficios fiscales. Existen casos en los que ha llegado a ser una cuestión de supervivencia de la empresa.

Cohesión familiar y relevo generacional

Por supuesto, el reto de mantener siempre la cohesión familiar. Las familias empresarias tienen conflictos como todas las familias, y las empresas familiares tienen conflictos como todas las empresas, pero éstas además con el componente emocional.

Es muy importante trabajar la empatía, la inteligencia emocional y tener una visión sistémica

Todo a través de un enfoque prevencionista.

Son muchas las empresas que, como por ejemplo Grupo Leche Pascual o Inquiba, realizan muchas acciones next generation para que los más jóvenes estén implicados en la empresa y tengan los valores interiorizados cuando llegue su momento.

Mujeres trabajando

Las empresas familiares deben tener también una óptima comunicación intergeneracional y ¿por qué no? establecer unas reglas mínimas a través de un protocolo familiar, toda ayuda es buena para garantizar que la familia esté unida y permanezca unida cuando llegue el relevo generacional.

Formación para afrontar los desafíos de la empresa familiar

Las familias empresarias deben abordar los mismos retos a los que se enfrentan las demás empresas (como la transformación digital, la falta de talento, la sostenibilidad, el encarecimiento de materia primas…) pero también tienen que afrontar sus propios retos como:

  • Ordenar las relaciones entre familia, propiedad y gestión.
  • Preparar el relevo generacional.
  • O evitar y solucionar conflictos familiares.

Sean retos comunes a todas las empresas o no, sí que no se pueden abordar de la misma forma pues en la empresa familiar todo tiene una connotación emocional que hay que tener trabajada y controlada.

A la hora de hacer frente a todos estos retos puede ayudar mucho una formación donde se conozca cómo lo están haciendo otras empresas referentes, y qué mejor que lo cuenten directamente sus protagonistas, miembros de familias empresarias que saben lo que eso significa.

Esta es la propuesta formativa del Programa de Empresa Familiar de EDEM, donde los participantes aprenden a utilizar herramientas como la inteligencia emocional, desarrollan su empatía, mejoran su comunicación y aprenden a trabajar con una visión sistémica.

Programa empresa familiar EDEM

Un programa donde se convive durante tres días con familias de toda España con las que se comparten experiencias dentro y fuera del aula.

No te pierdas nada

Informarte que al dejarnos tu email estás consintiendo expresamente a que EDEM Escuela de empresarios te envíe correos con información sobre el mundo formativo y del emprendimiento (noticias, consejos, formaciones, etc.), así como de los eventos que se realicen en Marina de Empresas. Puedes ejercitar tus derechos a través de dpo@edem.es. También puede reclamar a la Agencia Española de Protección de Datos (www.aepd.es). Para más información sobre el tratamiento y tus derechos accede aquí.